Netflix sabe lo que quieres antes de que tú mismo lo sepas

0

En 1997, una pequeña empresa de Scotts Valley, California, ideó un modelo de negocios radical. La gran idea era usar información para cambiar la forma en la que las personas consumen los medios.

Esa compañía era Netflix (NFLX). Sus fundadores Reed Hastings y Marc Randolph empezaron con una humilde página web que alquilaba DVD por correo.

A pesar de ser simple, despegó. Sin embargo, el crecimiento creó un dilema: no tenían suficientes nuevos lanzamientos en su inventario. Entonces Netflix desarrolló un algoritmo basado en los intereses de los usuarios para desviarlos de las películas más populares. En otras palabras, se las ingeniaron para que los usuarios eligieran lo que ellos querían y en eso se basa su éxito.

Para 2006, los nuevos lanzamientos representaban menos del 30% de sus nuevos alquileres.

Ese es el poder de la nueva era dorada. El análisis de datos y el modelado predictivo fortalecen a los empresarios para crear nuevos modelos de negocios con mayor certeza. Ellos navegan habilidosamente los tradicionales cuellos de botella mientras los competidores se quedan atascados.

Jonathan Cohen, el principal analista de marca en Amobee, una firma global de tecnología de marketing, señaló que el éxito de Netflix proviene en gran parte de “recopilar información para entender a su audiencia” mejor que los competidores menos habilidosos. Mientras la empresa se movía de los alquileres por correo al streaming, fue usando más y más esas ventajas.

Cuando estoy descansando en mi sillón, buscando algo para ver en Netflix, ellos saben las sinopsis que leo, cuánto tiempo paso navegando por los títulos, qué acabo mirando y durante cuánto tiempo lo veo.

Pero lo mejor es que están usando toda esa información para mantenerme interesado y mejorar mi experiencia con favoritos como la serie sobre finanzas Billions o la serie política House of Cards.

También están usando información para desarrollar, licenciar y comerciar nuevo contenido. Ahí es donde entra Ted Sarandos. Él es el director de contenido. Él sabe que la información que circula por la red es invalorable porque le permite a Netflix crear un modelo de negocio alrededor de casting ajustado, una experiencia personalizada para cada uno de sus suscriptores. No necesita éxitos de taquilla como las cadenas que dependen de la publicidad y las grandes estrellas de cine.

Esto le da a Netflix una gran libertad y un poder gigante por sobre sus rivales.

Incluso cuando gastó 100 millones de dólares por 26 episodios de House of Cards, Netflix sabía que las cartas estaban a su favor. El drama político podía ser vendido a los fans del show británico original. También podía ser vendido a los seguidores del director David Fincher y el actor Kevin Spacey.

Netflix entendió lo que sus espectadores querían antes de que ellos lo supieran.

Es un cálculo no convencional es el que usó Sarandos para formar una cartera de contenido tan exitosa. En marzo él extendió el acuerdo para cuatro películas más con Adam Sandler basándose en la información que obtuvo de sus clientes.

Recientemente Netflix ha cruzado la frontera de los 100 millones de suscriptores. Eso es casi el triple desde que lanzó House of Cards en 2013. Desde entonces, las ventas han aumentado de 4.37 mil millones a 8.83 mil millones de dólares.

d1Netflix se volvió uno de los grandes nombres en el negocio de la industria cultural. Gastará 6 mil millones de dólares en contenidos nuevos en 2017. Eso lo pone segundo detrás de ESPN.

Es un largo camino para una compañía pequeña que enviaba DVD’s por correo.

Las recomendaciones algorítmicas de Netflix y las listas personalizadas ahora son ampliamente copiadas. Spotify hizo algo similar en el terreno de la música con un éxito impresionante.

Desde 2016 estos algoritmos se han convertido en el procedimiento estándar para hacer la distribución digital de contenido.

Recomendé a los lectores de Crisis & Oportunidad hace unos meses una empresa que utiliza datos de sus clientes para crearles un sitio acorde a sus deseos, antes de que ellos lo sepan.

A diferencia de Amazon, esta pequeña empresa entendió dónde debía ir para hacer crecer su plataforma usando datos de sus clientes.

Las acciones de esta empresa proporcionaron un 235,96% a los lectores de Crisis & Oportunidad. Si eres suscriptor de este servicio puedes ver el reporte que envié haciendo clic aquí.

Vivimos en una nueva era dorada del mercado. Un momento emocionante para los inversores donde todo es posible. Tienes que aprovecharlo.

A tu lado en los mercados,

Diego Martínez Burzaco

Compartir Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Share on Google+0Email this to someone

Acerca del Autor

Diego Martinez Burzaco

Economista en Jefe de Inversor Global, nos da su punto de vista sobre cómo los vaivenes políticos y macroeconómicos pueden llegar a afectar nuestras inversiones del día a día. Además, nos desliza algunas interesantes alternativas sobre dónde colocar nuestro dinero.