Crowdfunding inmobiliario ¿rentable o arriesgado?

1

Conoce los pros y los contras de este esta nueva manera de invertir en el mercado inmobiliario español.

¿Cómo funciona el crowdfunding?

Ya hace unos años que el crowdfunding aterrizó en nuestro país. En español se podría traducir como micromecenazgo. La idea en la que se basa es que a través de pequeñas aportaciones económicas se consiguen financiar determinados proyectos a cambio de recompensas posteriores previamente planteadas.

Estas plataformas ya manejan unas cifras de recaudación impresionantes estimando una cifra que rondará los 250 millones de euros en este año 2016. Las más conocidas son Verkami, Lánzanos o Goteo.

Los principales beneficiados de esta nueva alternativa de financiación han sido hasta ahora proyectos relacionados con la cultura, las startups o lo social. Pero recientemente han aparecido otro tipo de plataformas, destacando entre ellas las de crowdfunding inmobiliario.

¿Qué es el crowdfunding inmobiliario?

Es una vuelta de tuerca más a la llamada economía colaborativa. Estas plataformas ofrecen la posibilidad de invertir pequeñas cantidades, entre los 50€ y los 10.000€, a particulares e inversores institucionales en el sector inmobiliario español. Ellas a cambio, prometen altas rentabilidades que varían entre el 3% y hasta el 18% en función del tiempo de permanencia de la inversión.

De esta manera se ha abierto la posibilidad de invertir en el “ladrillo” a todos aquellos dispuestos a beneficiarse de este mercado sin necesidad de tener tanto dinero como para comprarse un inmueble por si solos. Digamos que el mercado inmobiliario se ha democratizado y funciona.

Habitualmente el objetivo principal de estas plataformas es adquirir, alquilar o rehabilitar inmuebles para después ofrecer beneficios a sus inversores con el alquiler o la venta de los mismos.

¿Cuáles son los pros y los contras del crowdfunding inmobiliario en España?

Si buscas en internet vas encontrar opiniones de todo tipo pero nosotros queremos hacerte un resumen concentrándote los principales argumentos a favor y en contra de esta nueva opción a la hora de invertir en el mercado inmobiliario español.

Sin duda alguna la financiación colaborativa está aportando un aire renovado a un mercado tan clásico como el de la vivienda. Gracias a ella, se pueden poner en marcha proyectos sin la mediación de un banco haciendo accesible la inversión a cualquiera que quiera participar de ella sin aportar mucho dinero a cambio. Esto sin duda es algo positivo.

Pero antes de tomar ninguna decisión has de tener en cuenta ciertas cuestiones para que tu inversión sea un éxito.

Es básico tener unos mínimos conocimientos económicos y vigilar bien en que plataforma inmobiliaria invertir ya que todavía ninguna de ellas tiene aún autorización de la CNMV, esto no es necesariamente negativo, pero nosotros te vamos a recomendar en cuales puedes invertir con el menor riesgo posible.

Lógicamente como cualquier inversión conlleva un riesgo, pero también una rentabilidad. A continuación te detallamos los pros y los contras.

Pros:

  1. Sin duda es una buena alternativa para diversificar tus inversiones.
  2. Se puede participar con realmente poco dinero e incluso solo en un activo.
  3. Se puede entrar en una inversión en el momento que se quiera, de forma previa a la compra o una vez ya comprado el inmueble.
  4. Para los promotores es una alternativa clara sin dependencia bancaria.
  5. La tendencia es más que positiva ya que está en pleno auge.

Contras:

  1. La limitación legal al importe máximo por proyecto a 5 millones de euros.
  2. Es necesario saber si se está invirtiendo en un inmueble o en una sociedad limitada.
  3. Algunas plataformas no son tan transparentes y claras como nos gustaría a los inversores.
  4. La revalorización “fantasma” que publicitan algunas plataformas.
  5. La volatilidad del mercado inmobiliario.

El crowdfunding inmobiliario ha llegado para quedarse y es una buena oportunidad, pero necesitas tener un mínimo de conocimientos y fijarte bien en que plataformas inviertes. Bajo nuestras opiniones, te recomendamos estas dos:

¿Cómo funciona el crowdfunding de HOUSERS?

Es la primera comunidad de inversores inmobiliarios de España y están centrados en bienes inmuebles de las mejores zonas de las grandes ciudades: Madrid, Barcelona y Valencia.

Para participar, la inversión mínima es de 50€ y ofrecen una rentabilidad mínima del 3% y hasta de un 15%.

La compañía ya ha captado más de 25 millones de euros, cuenta con unos 100 inmuebles y con más de 24.000 usuarios.

Ante tal crecimiento y buen hacer, esta comunidad no para de crecer y las opiniones sobre Housers son realmente muy positivas.

¿Qué es PRIVALORE?

Ellos se presentan como promotora inmobiliaria y están centrados en comprar viviendas mediante el crowdfunding, rehabilitarlas con acabados Wellness que cuiden de la salud de los futuros compradores. Como Housers, están centrados en Madrid y Barcelona también.

En este caso la inversión mínima es algo mayor pero aun así es factible: desde 1000€ y ofrecen rentabilidades de hasta un 17%.

Privalore ya ha construido 9 inmuebles saludables y se encuentra en plena expansión.

Si quieres diversificar tus inversiones ya sabes que el crowdfunding inmobiliario puede funcionar y ser una buena opción para tus ahorros, pero si quieres obtener mucha más rentabilidad con otras recomendaciones sobre el mercado financiero español apúntate gratuitamente a nuestra newsletter.

Compartir Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Share on Google+0Email this to someone

Acerca del Autor

Inversor Global

La mejor forma de estar al tanto de qué es lo que está pasando dentro de los círculos de las inversiones en España y en el mundo es registrándose a nuestro Newsletter Semanal de Inversiones. Todos los martes y sábados recibirá en su casilla de correo electrónico nuestras exclusivas opiniones y puntos de vista.

  • Anastasia Romario

    Sorprende la disparidad de opiniones que hay en la red sobre Housers, desde comentarios positivos de http://javidorado.es/archivos/784 hasta otros no tan positivos que me he estado encontrando por las redes sociales… ¿cuál es vuestra opinión?